Energía solar en el sector floricultor

Colombia es el segundo país exportador de flores del planeta, luego de Holanda que es el principal exportador de flores del mundo, y superando a su vecino Ecuador y a los países de Kenia y Etiopía.



“Cabe destacar que en Colombia hay alrededor de 7.700 hectáreas de invernaderos (2019), en las cuales se cultivan principalmente ornamentales, de acuerdo con Asociación Colombiana de Exportadores de Flores (Asocolflores)

Para desarrollar un invernadero se debe tener en cuenta la instalación de ventiladores, que permitan remover la humedad y reducir la aparición de plagas y enfermedades en el cultivo, además se deben utilizar sistemas de calefacción para mantener la temperatura adecuada en la que la planta optimice su proceso de fotosíntesis y disminuir las posibilidades de quema por bajas temperaturas. Todos estos elementos son factores que garantizan incrementar la producción del cultivo. Aunque si el agricultor no comprende estás variables y controla adecuadamente el balance energético dentro del invernadero, difícilmente puede optimizar su proceso productivo.


“En últimas, el objetivo principal debe ser maximizar la entrada de radiación para que las plantas estén en la capacidad de hacer la mayor fotosíntesis posible, pero también la forma cómo generamos ese efecto invernadero, precisamente dentro de ese volumen que estamos cubriendo con la cubierta plástica, y cómo se trata de mantener la temperatura y la ventilación adecuada para el invernadero”, asegura Carlos Ricardo Bojacá, durante el VIII Simposio Internacional de Floricultura.(1)

Para el investigador Carlos Bojacá, el diseño ideal de un invernadero con las condiciones climáticas de Colombia debe contar con una combinación de ventilación cenital (en el techo del invernadero) y lateral, para aprovechar al máximo la ventilación natural, además, se debe elaborar estructuras altas para que contengan mayor volumen de aire y la inercia térmica funcione mejor. Igualmente, se debe tener en cuenta que la pendiente de los techos debe ser mayor al 6% para evacuar de forma eficiente el agua lluvia y/o granizo, al igual que aprovechar la radiación solar.


¿Cómo es el consumo de energía en un invernadero?


Si se realiza un comparativo de consumo energético en el proceso productivo de flores entre los países de Holanda, Ecuador y Colombia, se encontrarán diferentes variaciones, principalmente dadas por su cantidad de producción, el tipo de especies de flores cultivas y su ubicación geográfica.


Si, se verifican datos de Holanda, es el país con el consumo de energía más alto, debido principalmente a su ubicación, ya que esta al Norte de Europa donde su temperatura promedio anual está por debajo de los 20°C, pero que cuando se está en la estación de invierno (durante 3 meses) se alcanzan valores por debajo de los 5°C, temperaturas que pueden generar perdidas de cultivos, por lo cual es necesario mantener climatizado los invernaderos, incrementando considerablemente estos meses su consumo energético por unidad de producción.


Ecuador por su parte, si bien no presenta estaciones, cuenta con una actividad de floricultura limitada a rosas, heliconias y proteas, las cuales no necesitan iluminación nocturna, lo que hace que su consumo energético sea bajo, adicional, su producción es mucho menor en cantidad de Holanda y Colombia, y su ubicación geográfica hace que tengan más horas de disposición de luminosidad lo que reduce el período de producción de 90 a 60 días.


Por su parte, Colombia, quien cuenta con condiciones climáticas similares a Ecuador, aunque no con la misma cantidad de luminosidad solar en el día, si presenta un alto consumo de energía, al ser el segundo exportador mundial de flores, puesto que se ha especializado en el cultivo de rosas, clavel, astromelias, hortensias, lirios, crisantemos, pompones y gypsophila, sin embargo, estas tres últimas especies, que si necesitan un foto período lumínico nocturno, lo cual incrementa los niveles de consumo de energía por unidad de producción. Además de esto algunos de los cultivos de Colombia necesitan un mayor suministro de agua, la cual es obtenida por bombeo de pozo profundo, para esto se necesitan bombas las cuales trabajan día y noche para mantener el suministro de agua a los cultivos.


Indicador de huella de carbono en empresas floricultoras


La energía eléctrica es indispensable en el proceso productivo del sector floricultor, puesto que se utiliza en diversos procesos como lo son para: el bombeo y riego de agua, sistema de refrigeración para almacenamiento y en la iluminación de los invernaderos para acelerar el proceso fotosintético de algunas especies y en otros espacios de la organización.


A pesar que la energía eléctrica se utiliza en el proceso productivo, cuando se calcula la huella de carbón, se trabaja como una fuente de emisión indirecta, ya que la energía no la produce la empresa, sino que proviene ya sea de una fuente hidroeléctrica o termoeléctrica, y son estas empresas generadoras de energía quienes deben asumir la huella de carbón de forma directa.


Es por esto, que al calcular la huella de carbón del sector floricultor, en cuanto al consumo de energía se debe tener en cuenta el porcentaje (%) de energía consumida que corresponde a cada tipo de fuente. Aunque se debe tener claro, que para determinar las emisiones de gases de efecto invernadero o huella de carbono total en la producción de flores, se debe analizar las emisiones directas (fertilizantes, refrigeración y combustibles) y las emisiones indirectas (refrigerantes, energía eléctrica, transporte aéreo y combustible).


La última medición de huella de carbono en el sector floricultor (Ascolflores & Florverde Sustainable Flowers)(2), indicó que el promedio anual por hectárea (2020) es de 105 TonCO2eq emitidas, así que el CO2eq por tonelada de flor exportada (2020) es de 0,30 Ton CO2eq / tonelada de flor, y el 90% de las emisiones son indirectas.


Formas de ahorrar energía en la floricultura

Te presentamos algunos consejos para optimizar el proceso de cultivo de flores en invernadero:


1. Cambiar a luces LED

Muchos invernaderos usan luces HPS (High-pressure sodium), según Save on Energy, las luces LED para cultivo pueden ahorrar entre 35% y 55% más de energía.

Dependiendo de los elementos que compongan estas luces el color va a variar, lo que permite tener control sobre la intensidad y la duración de la iluminación, y así el cultivador puede decidir qué colores utilizar dependiendo del cultivo flor. Además, tiene una vida útil más larga.


2. Renovar los ventiladores

Se debe evaluar la cantidad de metros cúbicos que se mueven por hora en el invernadero contra el gasto energético, esto permite validar en el mercado alternativas que sean más eficientes energéticamente. Este proceso depende de la necesidad de cada productor y tipo de cultivo.


3. Implementar un sistema de monitoreo más eficiente

Utilizar sensores que permitan medir variables como humedad, CO₂, temperatura, pH, radiación fotosintética, NPK, puedes monitorear constantemente el estado de los cultivos, permitiendo tomar acciones en línea y en menor tiempo, esto implica menos gastos. Además, también puedes llevar un control del consumo eléctrico, permitirá un mejor control de tu cultivo y menos emisiones de CO2.


4. Complementar con energía solar

Para generar un ahorro energético en los cultivos es necesario implementar la instalación de paneles solares, ya que permiten mejorar el rendimiento de los cultivos al optimizar recursos ambientales y disminuir la huella de carbono del proceso productivo. Adicional, las condiciones climáticas de la región permiten que los rendimientos en kWh sean más eficientes, haciendo que los consumos de energía de un operador disminuyan y bajen los costos de operación.


Por otro lado, si el sector floricultor decide generar un nuevo segmento de negocio creando procesos de hibridación, se debe incluir más tecnología para lograr estos procesos, evitando la propagación de plagas y manteniendo unas condiciones de temperatura y luminosidad diferentes y particulares, las cuales se pueden lograr sin aumentar los costos de operación, gracias a la implementación de la energía solar.


Por todo lo anterior, COPÉRNICO S.A.S se convierte en un aliado en tu proceso productivo, contáctanos para visitarte y que juntos optimicemos tu proceso productivo y reduzcas tus costos operativos.

¡CONTÁCTANOS Y COTIZA AHORA!

ANA CRISTINA PACIFICO

Ingeniera comercial

Proyectos@copernicosas.com

#Copérnico #Nuestraenergiatransforma #energíasolar #sostenibilidad #naturaleza #preservación #energiasolar #energiasolarmedellin #panelessolares #panelessolaresmedellin #panelessolarescolombia #sistemasolarcolombia #copérnicosas

  1. https://www.redagricola.com/co/nivel-tecnologico-y-desarrollo-de-los-invernaderos-en-colombia/

  2. Vivas Segura, A. J. y Vera Ardila, M. L. (2021). Guía metodológica para la medición de indicadores en el Sistema de Impacto, Monitoreo y Evaluación Florverde. Florverde Sustainable Flowers. https://florverde.org/wp-content/uploads/2022/08/GUIA-INDICADORES-FLORVERDE_espanol.pdf

  3. https://florverde.org/news/what-is-the-result-of-our-carbon-footprint-indicator/

  4. https://www.trackitagro.com/4-formas-de-ahorrar-energia-en-la-floricultura/

  5. http://www.siel.gov.co/siel/documentos/documentacion/Demanda/Agroindustrial/ILM_Tomo_I.pdf